Header Ads

25% de la población trabajadora del país se encuentra fuera de la seguridad social

El 25% de la población, compuesta por trabajadores a cuenta propia, temporeros y jornaleros de los sectores construcción y agropecuario aun se encuentra fuera de la seguridad social, según reveló la más reciente investigación de la Encuesta Nacional de Hogares de Propósitos Múltiples (ENHOGAR-2016), realizada por la Oficina Nacional de Estadísticas.

La encuesta se realizó con una muestra probalística, con una cobertura efectiva de 23,246 viviendas, un total de 23,261 hogares con entrevistas completas que dan cuenta de 76,165 personas encuestadas. Con esta información levantada, se hizo la expansión de los resultados a nivel Nacional.

El 53.71% de la población de 10 años y más que no está afiliada al Seguro Familiar de Salud es población que declaró trabajar.

De cada 100 personas trabajadoras que no cuentan con Seguro Familiar de Salud (SFS), 23 de ellas se dedican a las actividades económicas de comercio al por mayor y al por menor, reparación de vehículos, automotores y motocicletas; 15 se dedican a la agricultura, ganadería, silvicultura y pesca; 12 a la construcción, 9 a las actividades de la industria manufacturera, 8 a las actividades de los hogares como empleadores; actividades no diferenciadas de los hogares como productores de bienes y servicios para uso propio.

Otro de los datos reveladores aportados por la investigación, señala que el 20% de la población total solicitó servicios de emergencia en los seis meses anteriores al levantamiento de la ENHOGAR 2016.

El 96% de la población que demandó servicios de Emergencia, siempre los recibió, el 2.9% algunas veces, y el 1.1% no recibió los Servicios de Emergencia cuando los solicitó.

En cuanto a sí les requirieron algún depósito o pago de diferencia por los servicios de emergencia, el 12.5% reconoce que sí le solicitaron algún depósito o pago de diferencia por los servicios. En este punto, la encuesta abarcó a usuarios con y sin seguro de salud.

El 41.2% de los encuestados dijeron que no tienen seguro porque no lo ha solicitado; el 24.5% dijo que el seguro está en trámite, y el 14.6%, porque le falta documentación.

La población sin seguro según tenencia de Acta de Nacimiento o Cédula, señala que el 87.7% tiene Acta de Nacimiento; y de la población de 16 años o más, el 80% tiene Cédula de Identidad, el 17% no la ha sacado, el 2% la sacó pero no la tiene, y del 1% no se tiene información.

A nivel nacional se tiene que en el 43.41% de los hogares, todos sus integrantes están cubiertos por el SFS; en el 24.9%, el jefe del hogar tiene SFS, pero algún miembro no cuenta con esa protección; en un 9.65%, es el jefe del hogar el que no tiene SFS, pero algún integrante del hogar sí lo tiene y, finalmente, en el 22.05% de los hogares, ninguna persona tiene SFS.

Al clasificar al hogar en dos categorías, se tiene que en el 78.0% de los hogares "Al menos uno de sus integrantes tiene SFS" y en el 22.0%, "Ninguno de sus integrantes tiene SFS. En los hogares donde alguno de sus integrantes tiene SFS, el 65.5% conoce o ha oído hablar sobre Seguridad Social, y disminuye a 46.6% en los hogares donde ninguno de sus miembros tiene SFS.

Por su parte, el nivel de conocimiento o haber oído hablar sobre el Seguro Familiar de Salud, pasa del 79.9% de los hogares en general, a un 85.5% de los hogares en donde al menos un integrante tiene SFS y baja a 60.3% en los hogares en donde ninguno de sus integrantes está afiliado al SFS. Esto significa que la condición de tener al menos un integrante del hogar con cobertura en el SFS, aumenta el porcentaje de hogares donde se conoce o se ha oído de Seguridad Social, o del Seguro Familiar de Salud.

Pedro Luis Castellanos, Superintendente de Salud y Riesgos Laborales, explicó que los resultados de la encuesta han permitido identificar a las personas que no están cubiertas por el Seguro Familiar de Salud, para proponer y focalizar soluciones para la incorporación de éstos.

“Uno de los hallazgos que hemos obtenido, es que muchos de los que no están en el sistema, en realidad no son exactamente desempleados, ni son trabajadores informales; son más bien trabajadores por cuenta propia, emprendedores muchos de ellos, tanto a nivel urbano, como rural”, dijo Castellanos.

Agregó que no todos tienen bajos ingresos, “ese es el otro mito; hemos encontrado que muchas de estas personas no son de bajos ingresos, son trabajadores de ingresos medios, e incluso de ingresos altos”.
Publicar un comentario
Con tecnología de Blogger.